Home / Retailers / Condenadas a seguir el modelo del centro comercial

  • Íñigo Lope de Toledo
  • 5 Views
  • 0 Comment
  • No tags

Madrid, 11 octubre 2017

Vivimos una época de florecimiento del comercio en el centro de la ciudad. De una indisimulada y permanente mejoría que está experimentando el atractivo de la calle comercial tradicional, del «high street», para, al mismo tiempo, operadores de retail por un lado y para consumidores por otro. En España y por todas partes Está siendo, verdaderamente, un fenómeno de recuperación del centro ciudad, a escala mundial.

Impulsado por la determinación con la que los grandes operadores de cadenas de retail están buscando locales en las calles comerciales del centro y con la recuperación del espíritu de calle abierta y atractiva que han conseguido muchas peatonalizaciones y ampliación de aceras, vuelve a ponerse sobre el tapete una realidad que, desde hace ya muchos años se viene hablando: la posibilidad de conseguir hacer de estos ejes comerciales, al menos de los más exitosos, verdaderos centros comerciales.

Aunque siempre se ha chocado con la dura realidad de una enorme multiplicidad de propietarios, de la consiguiente falta de control sobre las actividades, y de la dificultad de una gestión común verdaderamente eficaz, esta posibilidad o, mejor, esta oportunidad, está más viva que nunca. No quizás, cierto, para todas las calles comerciales, pero si al menos para las más centrales, atractivas y bien comunicadas.

Desde hace ya muchos años, en ocasiones impulsadas por la Administración y con una parte de fondos públicos, se han aplicado modelos físicos de aproximación, con espacios comunes atractivos, a los moles de los centros comerciales: operaciones de peatonalización, mobiliario, señalización, áreas de juegos, etc, han ido en este sentido. Y también se han realizado ya ensayos de una gestión común, con programas conjuntos de animaciones y operaciones de marketing cooperativo. Agrupaciones vivas de comerciantes de estos ejes comerciales también han conseguido en algunos casos, una relativa homogeneidad en horarios, servicios al cliente, etc. Todo ello ha ido configurando una aproximación decidida al modelo de centro comercial.

Top